900 847 500
LLÁMENOS GRATIS
(L-V de 9:00 a 21:00, S-D y festivos de 9:00 a 18:00)

¿Es bueno amamantar en público?

De siempre es conocido el hecho de amamantar en casa, relajada con tu pequeño en el sofá o en la cama, pero ¿que pasa cuando amamantamos en público?

Según la OMS, amamantar es más recomedable para el desarrollo del pequeño que el biberón pero, ¿si la mujer se encuentra fuera de casa en ese momento y el bebé necesita comer qué hacemos? No olvidemos que la lactancia a demanda requiere una nueva toma cada dos o tres horas.

Esta situación hace que el hecho de amamantar en público se haya convertido en uno de los principales recursos de las madres para alimentar a sus hijos; acción que choca con los tabúes que obligan a la madre a permanecer en casa para evitar dar el pecho a su bebé en público.

Y es que mucha gente no ve bien que una madre esté amamantando a su bebé en cualquier lugar público pues el hecho de hablar de senos ya se asocia a lo sexual y morboso. En cambio, no estás haciendo nada vergonzoso, sólo dar de comer a tu hijo.

Si bien es cierto que hacerlo en un lugar privado puede evitar problemas de diversa índole se trata de una situación ideal que está muy lejos de la realidad, pues a un bebé hambriento no se le puede pedir que espere.

Por este motivo, el deseo de una lactancia prolongada, entre 6 meses y un año, suele desvanecerse. No obstante, nadie ha corroborado que sea peor amamantar en público que en un lugar más privado. Aún así a continuación proponemos una serie de consejos para que tu lactancia en público sea de lo más exitosa y tranquila:

  1. Levántate la ropa desde la cintura para no cubrir la parte superior y tu bebé amamante tranquillo.
  2. No desabroches la ropa desde arriba y así no dejar el pecho al descubierto. Lleva fulares, chales o toquillas para taparte el cuello o el pecho con mayor profundidad; así como para arropar al bebé.
  3. Si esto no funciona puedes usar también camisetas de lactancia. Poseen un diseño cómodo para descubrir los senos fácilmente, basado en la superposición de dos telas en la zona del pecho. Permiten dejar una en la parte superior para una lactancia más discreta.

Así, puedes amamantar en público o hacerlo en privado pero ninguno esbueno ni malo ya que la alimentación que le proporcionarás a tu bebé será la misma.

Comparte

Notícias relacionadas

No hay comentarios.

Deja un comentario

Comentario


btt