900 847 500
LLÁMENOS GRATIS
(L-V de 9:00 a 21:00, S-D y festivos de 9:00 a 18:00)

Científicos españoles crean células madre con nanopartículas internas para eliminar tumores

El potencial de las células madre en el tratamiento de diversas enfermedades se sigue demostrando. 

En esta ocasión científicos de la universidad Complutense de Madrid, en concreto la cátedra de Química Inorgánica y Biorgánica, han desarrollado un mecanismo permite destruir los tumores gracias al transporte de nanopartículas internas de quimioterapia usando como vehículo las células madre.

Dichas nanopartículas son de sílice y albergan dosis de doxorrubicina, un fármaco antitumoral que enriquecen su función natural de “caza tumores”, permitiendo una quimioterapia más eficaz e inteligente, ya que encierran dosis menores y sólo se aplican en las áreas afectadas del organismo.

En el estudio, publicado en Acta Biomateralia, se descubrió que las nanopartículas mesoporosas de sílice utilizadas no son tóxicas para las células madre y tampoco afectan a su capacidad migratoria. De hecho, entre sus funciones está la de desplazarse por el organismo y migrar hacia los tejidos inflamados por el cáncer para combatirlo.

“Estamos utilizando estas células como transporte de nuestras nanopartículas. Esa capacidad de traslado hacia tumores de mama la hemos estudiado tanto in vitro (líneas celulares de laboratorio) como in vivo (con ratas), y hemos observado que llegan a su objetivo gracias a estos fantásticos vehículos celulares”, asegura Ana Isabel Flores, responsable de la investigación.

El proceso de inclusión de estas nanopartículas con quimio apenas dura dos horas y se mantienen vivas y ejerciendo su función curativa en el organismo durante más de cinco días.

Las condiciones de carga no pueden ser muy agresivas porque necesitamos mantener con vida a las células transportadoras”, señala al respecto María Vallet-Regí, investigadora principal y catedrática de Química Inorgánica y Bioninorgánica de la Complutense,

Entre las principales ventajas del sistema está que, al atacar directamente al tumor, se evitan los efectos secundarios de una terapia antitumoral convencional. Además, se duplica el efecto, puesto que a la capacidad destructora de tumores de este tipo de células, se le añade la del fármaco que viaja a bordo de la nanopartícula.

Bajo su dirección, han colaborado otros especialistas del CIBER-BBN (Centro de Investigación Biomédica en Red de Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina) y del Grupo de Medicina Regenerativa del Instituto de Investigación del Hospital 12 de Octubre de Madrid, de dónde se obtuvieron las células madre mesenquimales humanas de la investigación; muestra que, al igual que las de cordón umbilical, también permiten una obtención de muestras no invasiva para la donante. 

Fuente: Abacell

Foto: Flickr

Comparte

Notícias relacionadas

No hay comentarios.

Deja un comentario

Comentario


btt