900 847 500
LLÁMENOS GRATIS
(L-V de 9:00 a 21:00, S-D y festivos de 9:00 a 18:00)

Dieta saludable. Verdades o mitos

Dieta embarazo

Una mujer sana debe mantener en su dieta diaria la misma cantidad de alimentos que consumía antes del embarazo. Además, se debe realizar un aporte suplementario de 300 Kcal/día que se debe obtener con el consumo de cereales, leche y derivados, frutas y verduras. El embarazo es un buen momento para introducir hábitos saludables de alimentación, ya que la mujer es muy receptiva a todos aquellos consejos que beneficien a su hijo. Se pueden adoptar los siguientes criterios de selección de los alimentos:

  • Los cereales, frutas, verduras, tubérculos y hortalizas deben estar presentes en la alimentación cotidiana.
  • La carne, el pescado, los huevos y la legumbre constituyen un importante aporte de proteínas, vitaminas y minerales, pero su consumo debe ser moderado.
  • Se debe limitar la ingesta de grasas, sobre todo las de origen animal.
  • Se considera más aconsejable el consumo de leche desnatada o semidesnatada que la leche completa.
  • Se debe evitar el consumo de alcohol durante el embarazo.

No existen dietas milagrosas en el embarazo, aunque sí hay que tener en cuenta que los periodos de ayuno prolongados son mal tolerados, tanto por la madre, como por el feto. Por ello, aunque la distribución de los alimentos a lo largo del día debe respetar las costumbres de la embarazada, es preferible realizar cinco comidas en lugar de las tres, más copiosas, que habitualmente llevamos a cabo los españoles:.

Tanto las mujeres muy delgadas como las que tienen sobrepeso, deben ser asesoradas sobre su forma de alimentarse durante el embarazo. En cualquier caso, las mujeres obesas no deben realizar dietas que conduzcan a la pérdida de peso durante la gestación, ya que las dietas muy bajas en energía suelen ser también muy restrictivas en vitaminas y minerales.

Comparte

No hay comentarios.

Deja un comentario

Comentario


btt