900 847 500
LLÁMENOS GRATIS
(L-V de 9:00 a 21:00, S-D y festivos de 9:00 a 18:00)

Etapas del embarazo: el primer mes

En los primeros meses de gestación la mujer se debate entre la ilusión de la futura maternidad y el miedo a que algo salga mal. Este miedo se multiplica en las madres primerizas, para la que todos los cambios que su cuerpo y su ánimo experimentan mes a mes durante la gestación son completamente nuevos.

Aunque evidentemente no existe un embarazo igual a otro, bien es cierto que hay aspectos del embarazo que son comunes en todas las futuras madres.

Ya desde la segunda semana de embarazo las mujeres comienzan a experimentar cambios hormonales. Pueden sufrir alteraciones en la piel, las pieles grasas pueden empezar a secarse y viceversa. Por otra parte es posible que se produzca la aparición de acné.

Otro de los primeros síntomas del embarazo es el aumento de pecho. La embarazada notará como aumenta su pecho de la misma forma en la que lo hace los días previos a la menstruación. Así mismo, la embarazada experimentará la sensación de hinchazón y cambios en su estado de ánimo.

Otro de los cambios que suelen producirse en las primeras semanas de embarazo es la sensación de fatiga. Es frecuente que la embarazada se empiece a sentir especialmente cansada en las primeras semanas de gestación. Para evitar esto el mejor consejo es intentar dormir 8 horas diarias y no realizar esfuerzos innecesarios.

Las náuseas y las ganas frecuentes de orinar son otros dos síntomas que suelen producirse en las primeras semanas de embarazo.

Consejos para el primer mes de embarazo

En el primer mes de embarazo es muy frecuente que la madre todavía no aprecie que está en estado. Las madres que son conscientes de que están embarazadas desde el primer mes de gestación es importante que empiecen a cuidarse y generar hábitos saludables que tendrán que conservar durante todo el embarazo.

Las futuras mamás deberán cuidar su alimentación desde el momento en que son conscientes de que están esperando un bebé. Deberán seguir una dieta equilibrada en la que predomine el consumo de proteínas, hierro, calcio y vitamina D.

Además, debe de excluir de su día a día el consumo de tabaco y de bebidas alcohólicas.

Por otra parte, también será importante que empiece a practicar ejercicio diario. Entre los ejercicios más recomendados encontramos yoga, natación, pilates y, por supuesto, caminar al menos media hora al día.

Comparte

No hay comentarios.

Deja un comentario

Comentario


btt