900 847 500
LLÁMENOS GRATIS
(L-V de 9:00 a 21:00, S-D y festivos de 9:00 a 18:00)

Una niña salva su vida al ser curada de una enfermedad metabólica con la sangre de cordón de su hermano

Actualmente Neha es una niña sana de 6 años, gracias al trasplante de sangre de cordón de su hermano menor que se encontraba almacenado en un banco familiar en la India.

Alrededor del primer año de vida, Neha fue presentando ciertos retrasos en los avances que se van alcanzando de forma normal en niños de su edad. Fue a partir de ese momento cuando sus padres se dieron cuenta de que algo estaba pasando, y posteriormente fue diagnosticada con una rara enfermedad metabólica conocida como mucopolisacaridosis VI (MPS VI).

Las MPS son un grupo de enfermedades metabólicas hereditarias causadas por la ausencia o el mal funcionamiento de ciertas enzimas necesarias para el procesamiento de moléculas llamadas glicosoaminoglicanos o glucosaminglucanos, que son cadenas largas de hidratos de carbono presentes en cada una de nuestras células que ayudan a construir los huesos, cartílagos, tendones, córneas, la piel, el tejido conectivo y el tejido hematopoyético. Los bebés recién nacidos con este defecto genético, parecen normales al principio, pero a medida que se acumula el daño celular con el tiempo, empiezan a aparecer determinados síntomas de retraso de crecimiento que dan lugar a una apariencia distintiva. Síntomas comunes son la baja estatura, displasia esquelética, disfunción motora, problemas cardíacos y dificultades visuales. Estos pacientes empeoran con el tiempo y no sobreviven más allá de la segunda década de sus vidas.

El diagnóstico llegó como un jarro de agua fría para la familia, quedando completamente impotentes y sin saber cómo ayudar a su pequeña. En una visita al médico, éste les planteó un trasplante de células madre, pero se les presentó la dificultad de no poder encontrar un donante compatible.

Recientemente en la década pasada, el grupo de la Dra. Kurtzberg en la Universidad de Duke, demostró que este tipo de enfermedades se podrían tratar satisfactoriamente con un trasplante de sangre de cordón. Esta sangre es capaz de corregir el metabolismo de estos pacientes de tal modo que pueden crear las enzimas que les faltan y de este modo mejorar sus condiciones neurológicas.

Después de interminables discusiones y visitas médicas buscando una solución, a los padres de Neha se les planteó la opción de tener un segundo hijo el cual pudiera proporcionar la sangre de cordón necesaria para su hermana. Una vez decidieron con quién almacenar esta unidad de forma privada, llegó el día en que consiguieron programar el trasplante para Junio de 2016 en el Hospital Apollo en Chennai (India).

Actualmente Neha ya ha superado los 200 días tras el trasplante de forma exitosa. Ha comenzado a hablar de forma fluida y presenta una mejoría en la respuesta física y emocional. Su padre comenta sobre lo ocurrido, como si su hija hubiera vuelto a nacer.

Fuente: www.parentsguidecordblood.org

Comparte

Notícias relacionadas

No hay comentarios.

Deja un comentario

Comentario


btt