900 847 500
LLÁMENOS GRATIS
(L-V de 9:00 a 21:00, S-D y festivos de 9:00 a 18:00)
alergias

Las alergias más frecuentes en los niños

Una de las grandes preocupaciones de los padres (primerizos y de aquellos que repiten) los primeros meses de vida de un bebé es el tema de las reacciones alérgicas a distintos elementos de uso cotidiano: a la ropa, al sol, a ciertos alimentos… Algunas alergias son más fáciles de detectar, por ejemplo, con la introducción poco a poco de alimentos sólidos, pero otras pasan por estudios más profundos que deben determinar el origen y el tratamiento de las mismas y que pueden demorarse algunas semanas en el tiempo hasta que se da con el diagnóstico exacto. ¿Quieres saber cuáles son los procesos alérgicos más comunes en los niños?

Niños y alergias, ¿cuáles son las más frecuentes?

¿Sabías que un 30 % de los niños que nacen en la actualidad presentan algún episodio de alergia? Pero ya no solo eso, cada vez hay más tipos de alergias y éstas duran más. No queremos volverte loca, ni tampoco que te agobies con tanto nombre, solo enumerarte aquellas sustancias a las que el sistema inmunitario de un niño reacciona de manera desproporcionada. Los síntomas más comunes en los que se manifiestan son picores o urticaria y, en los más graves y menos frecuentes, es una reacción anafiláctica que provoca shock de los pequeños y requieren una atención médica de urgencia.

Alergias a los alimentos

A partir de los seis meses, los niños empiezan a tomar algo más que leche (materna o preparada). Los pediatras recomiendan introducir los alimentos poco a poco con el objetivo de detectar alergias a la fruta, al pescado o al huevo (éste se irá dando a probar en 1/4  hasta completar uno entero, y primero la clara y luego la yema). De ahí que primero se comience con frutas como la naranja, la pera, la manzana o el plátano (melón o melocotón se suelen dejar para una fase más avanzada), después con las verduras y hortalizas más suaves tipo patatas, zanahoria o judías verdes y, posteriormente, carne o pescado. Y, por último, los frutos secos se retrasan hasta el primer año mínimo de vida para evitar, a su vez, episodios de atragantamiento.

Alergias en la piel

¿Te suena el término dermatitis atópica? Se trata de una enfermedad que afecta ya a un 18% de la población española y que va asociada con otras enfermedades como la rinitis o el asma, de ahí que sea tan importante un diagnóstico rápido y preciso.

La dermatitis atópica no es más que una erupción de la piel ante ciertas plantas (polen), por el contacto de la piel con ciertos tejidos de la ropa, por el uso de ciertas cremas con alto contenido de alcohol o, también, por el humo del tabaco.

Otras alergias conocidas

A medicamentos, a picaduras de insectos o al polen son algunos de los otros procesos alérgicos que se pueden producir en los primeros años de vida del bebé y a los que hay que estar muy atentos.

Aunque como hemos dicho al principio, el número de bebés con algún tipo de alergia está en progresivo aumento y poco se puede hacer para prevenirlo, sí se pueden adoptar una serie de medidas en cuanto a la higiene y al cuidado del bebé (usar ropa de algodón orgánico), a la limpieza de casas (evitar que haya pelusas por el suelo y airear las habitaciones a diario) y prestar especial atención a la alimentación de la madre durante el embarazo (evitar carnes crudas, lácteos sin pasteurizar y embutidos como el jamón serrano que no se haya sido previamente congelado o preparado en la sartén).

 

Comparte

Notícias relacionadas

No hay comentarios.

Deja un comentario

Comentario


btt